Páginas vistas en total

lunes, 7 de julio de 2014

El Segador de Iyanden



 Durante la Batalla de Iyanden, el Señor Fénix Maugan Ra se mantuvo firme ante el desafío de los invasores Tiránidos. Con una considerable guardia de Segadores Siniestros, el Cosechador de  Almas aniquilo criaturas tiránidas por millares, llenando los salones de hueso espectral del mundo astronave con cuerpos mutilados y charcos de icor. A pesar de la increíble habilidad de este
guerrero inmortal, al final ni siquiera él pudo detener la devastación, y cuatro quintas partes de la población de Iyanden fue
completamente eliminada.


Este fragmento es un añadido al trasfondo de Maugan Ra, concretamente en su hasta ahora desconocida actuacion en la Batalla de Iyanden contra la Flota Enjambre Kraken. Unida a sus otras conocidas apariciones, podemos ver que posiblemente se trate del Señor Fenix mas activo de los ultimos tiempos (y probablemente el mas popular). El texto original procede de la White Dwarf Semanal numero 15, en la seccion Codex: Apocrypha, en la cual siempre nos ofrecen interesantes fragmentos de conocimiento y trasfondo del universo de Warhammer 40.000. Pero claro, ya sabemos que decir que la WD posee algo util es tabu, y el poco interes que suscita el trasfondo (si no es para criticarlo) en el panorama de juego. Y con esto no quiero justificar que sea una revista maravillosa y muy util; solo romper una lanza a favor de ciertos contenidos injustamente desdeñados por quien no sabe mas que manifestarse en contra y no disfrutar de lo que nos ofrecen.

Aqui os dejo el fragmento original, para quien no considere adecuada mi traduccion personal:


THE REAPER OF IYANDEN
 
During the Battle of Iyanden, the Phoenix Lord Maugan Ra stood firmly in defiance of the Tyranid invaders. With a sizeable bodyguard of Dark Reapers, the Harvester of Souls slaughtered Tyranid creatures by the thousand, filling the wraithbone halls of the craftworld with mangled bodies and sprays of ichor. Despite the incredible skill of this immortal warrior, in the end even he could not halt the devastation, and fully four fifths of Iyanden’s population were wiped out.



No hay comentarios:

Publicar un comentario